lunes, 28 de octubre de 2013

GRACIA Y ESPERANZA ATAVIADA DE LUTO


Ante la inminente conmemoración de la solemnidad de los fieles difuntos, las  distintas representaciones de la bienaventura Virgen María aparecen ataviadas con una estampa propia del recogimiento que nos trasmite la piadosa tradición de recordar cada 2 de noviembre de manera especial a todos los que dejaron la vida terrenal.

De tal manera, nuestra amantísima Titular, la Virgen de Gracia y Esperanza se muestra ante sus devotos con la sobriedad oportuna y el negro como predominio de sus ropajes en una búsqueda de mayor sobriedad.

      Para la ocasión Nuestra Señora estrena manto en terciopelo negro y saya brocada en el mismo color, prendas  donadas por hermanos y hermanas  de la  Cofradía que nos valen para encontrar en su imagen, mas si cabe en estas fechas, el consuelo de los seres queridos de los que un día nos despedimos, viven ante la gracia eterna de Dios y nosotros en la esperanza de alcanzar un día la gloria de la resurrección.

Nuestra capilla en la parroquia de San Paulino es en estos días mas que nunca un lugar privilegiado para imitar a nuestro Señor y orar , orar por los que no están pero encontraremos un día en el bendito huerto de la gloria eterna.






Edita: Junta de Gobierno

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada